Posteado por: Víctor | 08/08/2011

Semuc Champey

Semuc Champey

Siguen pasando los días y seguimos apurando los sitios que visitar en Guate. Otro must del país es el Monumento Natural de Semuc Champey (donde el río desaparece). Es un lugar perdido en medio de la nada y para aprovechar bien el tiempo hay que salir el viernes por la noche. Nos esperaba un viaje de 8 horas y media en un chicken bus que te deja destrozado.

Al llegar, los lugareños de la comunidad nos recibieron con un desayuno típico de la zona: frijoles, huevo y platanitos fritos acompañados de un café que parecía agua de fregar. Después de cargar las pilas, nos metimos en un camión como las vacas y bajamos hasta el lugar donde empezaba el rafting. Nos dieron el equipo y las explicaciones y ¡al agua! El rafting lo hicimos en le Río Cahabón que tiene algunos rápidos bastante puñeteros. De hecho el primero no lo pudimos pasar porque el río iba bastante crecido y en el segundo hubo un pequeño percance pero todo se solucionó sin mayores problemas.

1ª Clase

Equipo Ceviche

¡Rema, rema!

Vámonos

Dándolo todo

¡Conseguido!

Paramos un rato para comer algo y otra vez al lío a acabar la segunda parte. En total fueron 19Km en balsa rodeados de un paisaje espectacular. Después de estar 3 ó 4 horas en el agua volvimos a comer, que el agua cansa, y de ahí otra vez en un viaje de 1 hora en camión hasta el hostal donde nos quedaríamos esa noche. Y a las 10 a dormir porque como estamos en medio de la selva, no hay electricidad y el generador se apaga a esa hora.

Al día siguiente, nos levantamos temprano para aprovechar el día y poder disfrutar de Semuc Champey. Después de desayunar nos fuimos caminando hasta el parque, que está a menos de 1Km del hostal. Al entrar, y aunque no dije ni una palabra, los guardas nos hicieron pagar como extranjeros… ¡no hay manera de engañarlos!

Empezamos a subir unas empinadas escaleras que llegan hasta el mirador y ahí a hacer la foto de rigor. Al bajar nos dimos un merecido baño en las pozas color turquesa. Un lugar precioso y que nadie debería perderse.

Increíble color

Salto de rigor

Semuc Champey

Todos en el mirador

El río se esconde por aquí...

... y aparece por aquí.

Después de visitar todo esto, volvimos a subirnos en nuestro lujoso trasporte para llegar hasta Cobán, almorzar y poner camino de vuelta a Guate, no sin antes sufrir un pinchazo que nuestros hábiles pilotos supieron arreglar, poniendo una rueda más lisa que la anterior.

Regresando

Buen sitio para pinchar

Seguiremos informando.

Fotos cortesía de K’ashem y Hugo Sosa Recinos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: